Abrió una casa de cuidados paliativos

Solidaridad / Atención especializada en la Ciudad

La Fundación Manos Abiertas atenderá a enfermos terminales de bajos recursos

Anteayer, la Fundación Manos Abiertas abrió las puertas de la primera Casa de la Bondad, que atiende a enfermos terminales sin recursos para afrontar el servicio de cuidados paliativos.

Esta casa es la primera de la ciudad de Buenos Aires y está situada en Moreno 2448, en el barrio de Balvanera. "La capacidad de la casa es para nueve pacientes. La idea es brindarles la mejor calidad de vida y paz en sus últimos días", dijo Ignacio Ergui, director de la fundación.

Manos Abiertas tiene como misión servir a comunidades de escasos recursos de manera integral y desarrollar programas educativos, sociales y de salud.

Desde 1992 hasta la actualidad, junto al padre Angel Rossi, sostiene siete obras en la localidad de Villa de Mayo, provincia de Buenos Aires. Todo esto se logra gracias al apoyo de amigos y voluntarios que son el motor de la fundación.

"Nos nutrimos de las donaciones de particulares, de empresas y de un subsidio del gobierno de la provincia de Buenos Aires, para los proyectos en el conurbano. Estamos tramitando en la Capital un subsidio similar", dijo Ergui.

Una experiencia similar se desarrolla en la provincia de Córdoba desde 2001, donde más de 200 pacientes han recibido acompañamiento y cuidados compasivos. Actualmente, la Casa de la Bondad Córdoba cuenta con capacidad para 18 pacientes y funciona con la ayuda de 200 voluntarios.

Ergui explicó que, además, la fundación tiene dos hogares de menores, dos de ancianos, un centro educativo y otro donde se ofrece ropa y comida a los que la necesiten.

Para contribuir con la fundación hay que comunicarse con el 4371-5869 o por correo electrónico a recursos-ba@manosabiertasweb.org.ar

Fuente: Diario «La Nación», Sección “Información General”, 01 de noviembre de 2009.

 

                               .adnlinea.gif (9163 bytes)